Biden pide a los estadounidenses en Ucrania que abandonen el país ante una posible invasión de Rusia

El presidente de Estados Unidos afirma que en caso de ofensiva rusa, no podría ordenar la evacuación de sus ciudadanos

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha pedido este jueves a los estadounidenses que siguen en Ucrania que abandonen inmediatamente el país ante una posible invasión rusa. El mandatario advirtió a sus conciudadanos que permanecen en la ex república soviética que la situación “podría descontrolarse rápidamente”, en una entrevista con la cadena NBC. Biden reiteró que no enviará tropas al país europeo, ni siquiera para evacuar a sus compatriotas en caso de que el Ejército ruso penetre en territorio ucranio. El presidente justificó su negativa con el argumento de que “si los norteamericanos y los rusos empiezan a dispararse unos a otros, se desataría una guerra mundial”, por lo que no habría manera, arguyó, de localizar a los estadounidenses que siguen en el país y ponerlos a salvo. “¿Cómo lo haríamos? ¿Cómo los encontraríamos?”, respondió al ser cuestionado sobre un posible envío de militares para rescatar a sus compatriotas en Ucrania.

“Lo que espero es que si (…) [el presidente ruso, Vladímir Putin] es lo suficientemente imprudente para entrar [en Ucrania], será lo suficientemente inteligente como para no hacer nada que tenga un impacto negativo en los ciudadanos estadounidenses”, puntualizó Biden en un tono de velada advertencia al presidente ruso.

“Los estadounidenses deben irse ya. Estamos lidiando con uno de los mayores ejércitos del mundo”, reiteró en alusión a las Fuerzas Armadas de Rusia.

Según datos del Departamento de Estado, en octubre 6.500 ciudadanos estadounidenses seguían en Ucrania. En la noche del jueves al viernes, este organismo federal actualizó su recomendación de no viajar al país europeo para sus ciudadanos e instó a los que siguen allí a que salgan del país “por medios comerciales o privados”. También les advirtió de que si permanecen en Ucrania, tengan más precaución, “debido a la delincuencia, los disturbios civiles y las posibles operaciones de combate en caso de que Rusia emprenda una acción militar”.

El 23 de enero, este departamento ya había autorizado la salida voluntaria de los empleados estadounidenses en el país y de otros empleados de la Embajada de Kiev “debido a la amenaza continua de la acción militar rusa”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *